Mis poros quedaron como los de un bebe cuando aplique este remedio en mi cara. Úsalo y veras

Mis poros quedaron como los de un bebe cuando aplique este remedio en mi cara. Úsalo y veras

Los poros abiertos en la piel, especialmente en el rostro, tienden a sufrir muchos problemas con las imperfecciones conocidas como: barros, puntos negros, espinillas y más, y si estas personas sufren de grasa en la piel, son más propensas a sufrir de estos problemas.

Mantener los poros limpios puede ser un desafío, pero si hay compromiso, el aspecto de tu rostro puede mejorar de una manera asombrosa.


Para enfrentar los problemas que aparecen en el rostro, los que acabamos de mencionar, debemos aprender a reducir los poros de la piel y esto es lo que aprenderás a hacer luego de que leas este artículo, ya que te mostraremos la manera más simple de reducir los poros sin necesidad de usar cremas o productos que contienen ingredientes que ni sabemos pronunciar.


En vez de usar productos que aseguran una limpieza facial y son bastante costosos, te vamos a mostrar unos sencillos tratamientos que puedes llevar a cabo en casa con ingredientes conocidos por todos por su gran contenido de beneficios para el cuerpo, especialmente para la piel que es lo que buscamos mejorar.

Tratamientos caseros para la reducción de poros en la piel

  1. Bicarbonato de sodio: mezcla dos cucharadas de bicarbonato con dos de agua y mezcla bien. Aplica en los lugares más afectados y deja actuar por 15 minutos, cuando se seque la mezcla en tu rostro, lava con abundante agua fría.
  2. Pepino y agua de rosas: pela muy bien el pepino y machaca su pulpa hasta tener una pasta, con un mortero o tenedor. 
  3. Agrega una cucharadita de agua de rosas y de limón y mezcla bien, con la ayuda de un paño aplica la mezcla y deja por 20 minutos. Enjuaga con agua fría y repite hasta dos veces a la semana.
  4. Huevo y limón: mezcla dos claras de huevo con dos cucharadas de jugo de limón, bate hasta formar una crema que usarás como mascarilla. Aplica con un cepillo a todo el rostro y deja que seque, lava con agua fría.
  5. Almendras y limón: llena la mitad de una taza con almendras, cubre con agua y deja toda la noche. En la mañana machaca las almendras con el agua y tendrás una pasta, luego añade una cucharadita de jugo de limón. Aplica en el rostro y deja actuar por 30 minutos, luego lava con agua fría.



Échale un vistosa a este vídeo te interesara.


No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.